Exigimos y defendemos la libertad sindical en Corea

    CCOO ha enviado una carta al presidente del Gobierno de Korea, Moon Jae-in, solicitando la inmediata puesta en libertad del presidente de la Confederación Coreana de Sindicatos (Korean Confederation of Trade Unions – KCTU), Han Sang-gyun y la retirada de los cargos contra la ex secretaria general de la KCTU, Lee Young-joo.

    22/01/2018.
    Han Sang-gyun, expresidente de KCTU

    Han Sang-gyun, expresidente de KCTU

    Han Sang-gyun, ex presidente de KCTU, continúa cumpliendo una pena de tres años de cárcel en el Hwasung Correction Centre. Han estuvo al frente del movimiento sindical durante las manifestaciones y la movilización popular del 14 de noviembre de 2015, que se organizaron para protestar por las regresivas reformas laborales del antiguo Gobierno de Park Geun-hye, y que consiguieron derrocarlo, dando paso a la elección del presidente Moon Jae-in, que lleva menos de un año en el poder.

    El movimiento sindical internacional acogió con satisfacción la elección del presidente Moon Jae-in, que se ha comprometido a acabar con el empleo de trabajadores en situación irregular en el sector público y a aumentar el salario mínimo un 16%. Además, esperaba que como ex abogado especialista en derechos humanos, Moon llevara a efecto las promesas que había hecho durante su campaña electoral para revocar las políticas antisindicales del Gobierno de Park Guen-hye, ratificar los Convenios 87 y 90 de la OIT y poner en libertad a Han Sang-gyu, compromisos que todavía no ha cumplido.

    Asimismo, este Gobierno todavía no ha atendido las recomendaciones del Grupo de trabajo de las Naciones Unidas sobre Detención arbitraria y del Comité de Libertad Sindical (CLS) de la OIT que ha solicitado al Gobierno de Corea del Sur que tome todas las medidas que estén a su alcance para que Han sea puesto en libertad y para que se retiren las acusaciones falsas contra los líderes sindicales que participaron en la movilización popular de 2015. A pesar de los repetidos llamamientos por parte de los sindicatos internacionales, Han no fue incluido en el indulto especial que el presidente coreano otorgó el pasado mes de diciembre.

    Además, el 31 de diciembre de 2017, la ex secretaria general de la KCTU, Lee Young-joo, fue arrestada por la policía tras haber abandonado la sede del Partido Democrático gobernante, donde había llevado a cabo una huelga de hambre de diez días en protesta por las enmiendas a la Ley de normas laborales. Lee Young-joo había permanecido en la oficina de la KCTU durante los dos años previos a su huelga de hambre, lo que le permitió seguir con su actividad como secretaria general aún corriendo el riesgo de ser arrestada, puesto que la policía también había emitido una orden de detención ilimitada por el papel que había desempeñado en la organización de la movilización popular masiva del 14 de noviembre de 2015.

    Lee Young-joo, que será procesada entre febrero y marzo, fue despedida de su puesto de docente en 2016, y el Korean Teachers’ Union –cuya certificación oficial fue anulada por el Gobierno de Park Guen-hye– no ha logrado recuperar su certificación con el actual Gobierno de Moon Jae-in.

    CCOO, junto a la CSI y las Federaciones Sindicales Internacionales (FSI) apoya a la KCTU en el marco de una renovada campaña internacional para reclamar la puesta en libertad de Han Sang-gyun y la retirada de los cargos contra Lee Young-joo.

    Esta web utiliza cookies propias y de terceros para optimizar su navegación. Si continúa navegando está dando su consentimiento para su aceptación y nuestra politica de cookies, haga click aqui para más información y ver cómo desactivarlas.