“Se acabó el tiempo de decir. Hay que hacer”

    Hoy ha tenido lugar una reunión de la Mesa general de diálogo social, con asistencia de los secretarios generales de CCOO y UGT, Unai Sordo y Pepe Álvarez; el presidente de CEOE y CEPYME, Antonio Garamendi; y la ministra de Trabajo, Magdalena Valerio; en la que se ha hecho una valoración de la situación de las mesas de diálogo social abiertas en el mes de julio.

    10/12/2018.
    Reunión agentes sociales con la ministra de Trabajo

    Reunión agentes sociales con la ministra de Trabajo

    Unai Sordo ha afirmado que “CCOO hacemos una valoración positiva de los acuerdos alcanzados hasta ahora: algunas de las actuaciones realizadas en desarrollo de los planes de choque del Plan Director por un Trabajo Digno en materia de contratación temporal y, en menor medida, a tiempo parcial”.

    Las conversiones de contratos temporales en indefinidos ascienden a 51.941, es decir, un 64,5% de las actuaciones efectuadas. Por el contrario en lo referido al uso irregular de la contratación a tiempo parcial, el incremento de jornada solo se ha producido en un 15% de los trabajadores afectados (7.591 contratos)

    Asimismo consideramos importante el acuerdo sobre empleo juvenil, que debe servir como guía en los próximos años para las políticas interinstitucionales en esta materia.

    El secretario general de CCOO ha trasladado su desacuerdo con el perímetro trazado por el Gobierno para el contrato de relevo en los sectores de la industria manufacturera. En opinión de Sordo, “son muchos otros los sectores que requieren de fórmulas para favorecer las renovaciones generacionales con empleo de calidad”. Hay muchos sectores (algunos de ellos feminizados) que tienen trabajos con importantes cargas físicas y que deben incorporarse a la posibilidad de utilizar estas formas de renovación en las plantillas.

    Unai Sordo ha señalado que “el proceso de diálogo social requiere de un impulso”. Y este pasa necesariamente por concretar medidas sobre la legislación laboral, el Estatuto de los Trabajadores y la reforma laboral. Para el sindicato es asimismo prioritaria la derogación de la reforma de pensiones del año 2013 y acordar un paquete de medidas sobre los ingresos de la Seguridad Social en el corto, medio y largo plazo, que terminen con el déficit estructural del sistema y generen certidumbres sobre el mismo. Hay que empezar por la concreción de la subida del SMI, que conlleva una mejora de las cotizaciones mínimas, pero también de las máximas a través del destope de bases.

    “CCOO instamos igualmente a cerrar las negociaciones sobre aspectos centrales de la reforma laboral, como la ultraactividad de los convenios, la eliminación de la prevalencia del convenio de empresa, las condiciones de subcontratación que regula el artículo 42, y las distintas formas de modificación de lo pactado bien sea en convenio o acuerdo colectivo. Estas medidas explican una buena parte de la caída primero, y la no recuperación salarial después” ha manifestado Sordo.

    Finalmente, para CCOO es también imprescindible tomar medidas efectivas contra la precariedad en la contratación. El escaso resultado del plan de choque por la calidad en el empleo en lo referido a la contratación a tiempo parcial, está demandando fórmulas para un control de la jornada de trabajo real y su distribución. “Pedimos medidas contra la temporalidad que afecta de forma patológica a las actividades subcontratadas de las empresas” apunta el secretario general de CCOO.

    En definitiva, remarca Unai Sordo, “CCOO consideramos que es tiempo de pasar de las palabras a los hechos y en las próximas reuniones de sus órganos de dirección debatirá los siguientes pasos a dar, siempre en unidad de acción con la UGT”.

    Esta web utiliza cookies propias y de terceros para optimizar su navegación. Si continúa navegando está dando su consentimiento para su aceptación y nuestra politica de cookies, haga click aqui para más información y ver cómo desactivarlas.