Confederación Sindical de Comisiones Obreras | 22 abril 2024.

REVISTA "TRABAJADORA", N. 76 (NOVIEMBRE DE 2022)

Un sindicato de hombres y mujeres/ Unir luchas: la igualdad y la juventud, de Adrià Junyent Martínez

    Y nuestra persona invitada en la sección libre: Un sindicato de hombres y mujeres es Adrià Junyent, secretario confederal de Juventud de CCOO.

    21/11/2022.
    Adrià Junyent, secretario de Juventud de CCOO

    Adrià Junyent, secretario de Juventud de CCOO

    LA ORGANIZACIÓN social más grande del país ha recorrido un largo camino hasta autodenominarse feminista en su último Congreso. Esto, sin duda no habría sido posible sin la lucha de las sindicalistas desde hace años, y marca un compromiso con la igualdad para atender una de las grandes tareas pendientes del sindicato: la participación femenina. De la misma manera que Comisiones Obreras ha sido capaz de avanzar hacia una igualdad efectiva entre hombres y mujeres dentro del sindicato, hay otra tarea urgente que hay que atender como es la participación de la juventud trabajadora.

    Tanto las mujeres como las personas jóvenes han ocupado las periferias laborales con la consiguiente precariedad y falta de estabilidad y derechos laborales. La precariedad atraviesa todas las dimensiones de la vida, también condiciona la posibilidad de poder participar. La reforma laboral, el incremento del Salario Mínimo Interprofesional, o el reconocimiento de los derechos para las empleadas del hogar suponen un avance para mejorar las condiciones laborales de mujeres y jóvenes. En el caso de las empleadas del hogar además se repara una discriminación señalada por la justicia europea, al no tener derecho a la prestación por desempleo, mujeres, en su gran mayoría migrantes, que han desempeñando tareas esenciales para la sociedad, pero que lo han hecho sin derechos ni reconocimiento social. La mirada interseccional no puede faltar en la lucha de clases.

    El próximo hito para combatir la precariedad en las personas jóvenes es el Estatuto de las Personas en Formación Práctica en el Ámbito de la Empresa que pretende acabar con el fraude más generalizado que existe en el uso de la figura de “becarias y becarios”. Además, la precariedad sí tiene género, las jóvenes sufren peores tasas de parcialidad con brechas que se van agrandando durante la vida laboral en la medida que aparecen elementos como la maternidad que, en ausencia de corresponsabilidad, suponen una doble carga para las mujeres que asumen el trabajo de cuidados, todo esto se traduce en peores pensiones y una precariedad que se termina extendiendo a lo largo de toda la vida laboral.

    La complejidad de los problemas requiere de análisis rigurosos que huyan de simplificaciones. La visión intergeneracional permite sortear la trampa de enfrentar a jóvenes con pensionistas, que lejos de estar enfrentados están unidos por la precariedad, si bien la gran mayoría de juventud trabajadora ha tenido o tiene condiciones precarias, también hay cientos de miles de pensionistas que cobran menos de mil euros al mes. Frente a estos discursos, la tarea es que esa juventud precaria vea en el sindicato una herramienta útil para mejorar sus condiciones laborales. La incorporación de la juventud trabajadora también es una necesidad para la supervivencia de éste, y a su vez se necesitan sindicatos fuertes como antídoto al avance de la ola reaccionaria que crece mundialmente y que amenaza tanto los derechos conquistados como la propia democracia.

    El relevo generacional no puede ser visto como una amenaza sino como una oportunidad, un relevo ordenado y planificado que sepa aprovechar el capital sindical y la experiencia acumulada durante años de lucha de tantas mujeres y hombres que han conquistado los derechos que hoy disfruta gran parte de la población y que aúne la visión del mundo nuevo que habitamos para ser más fuertes.

    Es imprescindible fortalecer CCOO para poder luchar por los derechos laborales en un momento en el que la patronal está radicalizada en sus posturas anti negociación, hoy más que nunca hay que promover la movilización en todos los centros de trabajo para evitar la pérdida de poder adquisitivo de trabajadoras y trabajadores.

    Hay que conseguir que las personas jóvenes estén presentes en el día a día del sindicato, dotándoles de herramientas que permitan mejorar sus condiciones laborales.

    Adrià Junyent (@adriajunyent) es secretario confederal de Juventud de CCOO (@JovenesCCOO).

    Revista Trabajadora, n. 76 (noviembre de 2022).