Confederación Sindical de Comisiones Obreras | 18 julio 2024.

Incorporar la perspectiva de género en la prevención de riesgos laborales porque la neutralidad no existe

  • En el Día Internacional de Acción por la Salud de las Mujeres

26/05/2023.
Carolina Vidal, secretaria de Mujeres, Igualdad y Condiciones de Trabajo de CCOO

Carolina Vidal, secretaria de Mujeres, Igualdad y Condiciones de Trabajo de CCOO

En CCOO redoblamos los esfuerzos por la integración de la perspectiva de género en la prevención de riesgos laborales, un objetivo compartido por la secretaría confederal de Salud Laboral y Sostenibilidad y la de Mujeres, Igualdad y Condiciones de Trabajo 

En CCOO hemos sido punta de lanza en advertir que las diferentes características entre trabajadoras y trabajadores (biológicas, culturales, de inserción en el mercado de trabajo…) exigen abordar la prevención de riesgos laborales incorporando la perspectiva de género para lograr el objetivo de unos niveles de protección de la salud igualitarios. Un objetivo presente durante todo el año que queremos subrayar especialmente con motivo de la celebración de este 28 de Mayo, Día Internacional de Acción por la Salud de las Mujeres. 

Coincidiendo con esta fecha señalada, las secretarías confederales de Salud Laboral y Sostenibilidad Medioambiental y de Mujeres, Igualdad y Condiciones de Trabajo de CCOO, con el apoyo de la Escuela Sindical Juan Muñiz Zapico, hemos organizado conjuntamente el curso 'Prevención de Riesgos laborales con perspectiva de género' destinado a las estructuras del sindicato, concretamente a responsables de mujeres y salud laboral, promoviendo una acción sindical conjunta en esta materia. 

La apertura del curso ha corrido a cargo de la secretaria confederal de Mujeres, Igualdad y Condiciones de Trabajo, Carolina Vidal, y de Mariano Sanz, secretario de Salud Laboral y Sostenibilidad medioambiental. Vidal ha señalado cómo tanto las diferencias biológicas como la segregación vertical y horizontal impactan de manera diferente en la salud de hombres y mujeres, lo que choca con una prevención de riesgos que aborda a las personas trabajadoras como si fueran sujetos neutros. Por su parte, Mariano Sanz ha insistido en estas diferencias invisibilizadas tras una falsa neutralidad (los modelos y referentes siguen siendo masculinos) y en la especial incidencia de la segregación laboral. Advirtió que cuando se logra trasladar al debate público la cuestión de la seguridad y la salud en el trabajo, se pone habitualmente el foco en los accidentes laborales, un tipo de daño que se concentra con intensidad en actividades altamente masculinizadas como la industria y la construcción, mientras que se obvian las enfermedades ocasionadas por el trabajo, aquejadas de un enorme subregistro y que afectan de una manera acentuada a sectores feminizados como los de los servicios el ámbito sociosanitario. También señaló el caso de los accidentes in itinere, donde las mujeres trabajadoras sufren una mayor incidencia que los varones producto de un mayor número de desplazamientos asociados a la extensa utilización de la contratación parcial no deseada en trabajadoras y a las dobles y triples presencias.

El curso ha continuado con una completa entrevista a Laurent Vogel, ex director del Departamento de Seguridad, Salud y Condiciones de Trabajo del Instituto Sindical Europeo (ETUI) y experto en prevención de riesgos laborales desde la perspectiva de género. Posteriormente, las ponencias han puesto el acento de una manera más pormenorizada y técnica en riesgos específicos. Mercedes Sanchís, del Instituto de Biomecánica de Valencia, ha abordado los riesgos ergonómicos; Montse López, de la Fundación 1º de Mayo, ha detallado cuáles son y cómo se abordan los riesgos psicosociales desde una perspectiva de género y Carmen Mancheño, de la secretaría de Salud Laboral y Sostenibilidad medioambiental, ha explicado la especial incidencia de los riesgos químicos en las mujeres. 

Ha cerrado este bloque Neus Moreno, activista sindical de CCOO y feminista hablando de 'Oportunidades sindicales de las estructuras de género y salud laboral' y señalando, entre otras cuestiones, la importancia de los planes de igualdad como herramienta para lograr este objetivo de la integración de la perspectiva de género. 

La jornada ha concluido con una tarde dedicada a talleres específicos en los que se ha trabajado sobre los diferentes tipos de riesgos, además de los acosos (el acoso sexual y por razón de sexo y el laboral). Un espacio de intercambio de conocimientos entre las estructuras de Mujeres y las de Salud laboral de CCOO, para definir ámbitos de trabajo conjunto y estrategias compartidas y para diseñar propuestas concretas que introducir en los planes y medidas de igualdad. 

Una dinámica de trabajo y colaboración que, desde CCOO, se busca afianzar y extender más allá del 28 de Mayo para romper con la invisibilidad de la salud de las mujeres en los trabajos y, sobre todo, para detectar con precisión los riesgos, prevenirlos y efectuar una prevención adecuada.