Confederación Sindical de Comisiones Obreras | 3 marzo 2024.

Just Eat, UGT y CCOO negocian el primer convenio colectivo de una plataforma digital de reparto de comida a domicilio en España

  • La compañía y las organizaciones sindicales se encuentran en negociaciones de un acuerdo que esperan poder materializar a la vuelta del verano
  • Este acuerdo se convertirá en una referencia en el sector, como primer convenio colectivo de empresa a nivel nacional que organice las relaciones laborales del sector de comida a domicilio de la economía de plataformas, tras la entrada en vigor de la ‘Ley Rider’
  • El convenio será un reflejo del modelo ya implementado en más de 160 ciudades de Europa Continental por Just Eat.

03/08/2021.
Just Eat

Just Eat

Just Eat, la plataforma de comida a domicilio, y los dos principales sindicatos en España, UGT y CCOO se encuentran en negociaciones para fijar las bases del que será el primer convenio colectivo del sector del delivery en España. El convenio colectivo será el primero a nivel nacional que ayude a organizar las relaciones laborales de la economía de plataformas en el reparto de comida a domicilio y estará totalmente alineado con la Ley Rider, que entrará en vigor este próximo 12 de agosto.

En palabras de Patrik Bergareche Sainz de los Terreros, Director de Just Eat en España: ‘’Se trata de una negociación con muchísima trascendencia que marcará un hito histórico en la evolución del sector en España. Este convenio garantizará el buen funcionamiento de las relaciones laborales en un entorno digital novedoso y dinámico donde la tecnología juega un papel esencial. Como líderes del sector, nos sentimos orgullosos de haber tomado la iniciativa de conciliar innovación y protección social en el desempeño de una actividad esencial para nuestra economía”.

Por su lado, el secretario de Acción Sindical y Comunicación de FeSMC-UGT Alvaro Vicioso, ha señalado que: “Se trata de una negociación con clara intención por las partes presentes, de regular de forma colectiva las relaciones laborales de las personas trabajadoras de Just Eat, referenciándose a las actividades sectoriales reguladas en nuestro país, y con una clara intención de sentar las bases del futuro del sector, junto con el resto de agentes que operan en el entorno de las novedosas plataformas digitales de reparto”.

Y por parte de CCOO, Carlos Gutiérrez Calderón, responsable de Nuevas Realidades del Trabajo, considera que: “La voluntad expresada por las partes de avanzar en la negociación de un convenio colectivo que garantice los derechos laborales de los repartidores y las repartidoras de una plataforma digital como Just Eat demuestra al conjunto del sector, y al resto de empresas de la economía de plataformas, que se puede conciliar la búsqueda de rentabilidad con el cumplimiento de la legislación laboral y la protección social de los trabajadores”. Al mismo tiempo, afirma que: “ahora toca poner todos los esfuerzos en establecer las mejores condiciones laborales para dignificar el trabajo de las repartidoras y los repartidores”. El convenio ayudará a perfilar y apuntar elementos particulares de la economía de plataformas y la relación del entorno tecnológico, que cuenta con unos patrones de comportamiento en el ámbito de las relaciones laborales que difieren de los negocios tradicionales y donde la tecnología juega un papel fundamental. En este sentido, Just Eat y ambas organizaciones sindicales están construyendo juntos el marco laboral de la economía de plataformas en nuestro país.

Just Eat aplica el modelo de contratación de repartidores por cuenta ajena como compañía global en más de 160 ciudades de Europa Continental, y en España ya está en fase de desarrollo en la actualidad. Se trata de un plan iniciado por la empresa en noviembre de 2020 para poner en marcha un nuevo modelo de reparto en España a través de una red propia de personas repartidoras que trabajan bajo contrato laboral, como siempre ha defendido la compañía.

Aunque la compañía, asesorada por el despacho de abogados Perez-Llorca, y los sindicatos se encuentran todavía en una fase de conversaciones, el clima de entendimiento existente entre las partes ha supuesto que éstas se hayan comprometido a cerrar un acuerdo a la vuelta del verano.