Confederación Sindical de Comisiones Obreras | 3 marzo 2024.

Comisiones Obreras ante la escalada bélica en Gaza

    10/10/2023.
    Comisiones Obreras ante la escalada bélica en Gaza

    Comisiones Obreras ante la escalada bélica en Gaza

    CCOO reprueba la violencia terrorista desatada por Hamás contra la población israelí, así como la ejercida en la escalada belicista de Israel contra el pueblo palestino en Gaza.

    El año 2023 ha marcado el 75 aniversario de la aprobación del plan de partición de Naciones Unidas que dividía en dos partes la Palestina histórica, impulsando la creación de un Estado judío y otro árabe. Desde ese momento la comunidad internacional ha podido constatar a diario las gravísimas violaciones de los derechos humanos en los territorios ocupados palestinos, que no han cesado de sucederse.

    Israel mantiene una ocupación brutal sobre Gaza y Cisjordania, incluida Jerusalén Este, y una masiva colonización de amplios territorios pertenecientes al pueblo palestino donde las violaciones sistemáticas de los derechos humanos por parte de Israel no han hecho sino incrementarse en las últimas décadas, impidiendo cualquier posible negociación ni avance en un proceso de paz inexistente desde hace años.

    Violaciones e incumplimientos reiterados de todas las resoluciones de Naciones Unidas sobre Palestina que no son sino el síntoma del fracaso de la comunidad internacional, que no ha sido capaz de hacer cumplir sus propios compromisos adquiridos con el pueblo palestino. Todo ello ha sucedido además con el silencio cómplice de gran parte de los Estados miembros de Naciones Unidas, que han abandonado al pueblo palestino a su suerte dando carta blanca al Estado de Israel para proceder a la anexión de las colonias en los territorios ocupados y haciendo de 2023, mucho antes del inicio de esta escalada bélica, el año más mortífero de las últimas dos décadas.

    Por todo ello:

    ·         CCOO condenamos todo tipo de violencia y exigimos el cese inmediato de cualquier tipo de violencia en la región. Reprobamos la violencia terrorista desatada por Hamás contra la población israelí, así como la ejercida en la escalada belicista de Israel contra el pueblo palestino en Gaza que, además de ataques armados, incluye el bloqueo de alimentos y de electricidad y la destrucción de infraestructuras básicas, lo que supone la vulneración de derechos humanos y de la Convención de Ginebra.

    ·         Exigimos, del mismo modo, el fin de las violaciones permanentes de los derechos humanos de la población palestina por parte de Israel, de la limpieza étnica que se practica sobre el pueblo palestino desde hace ya más de siete décadas, y de la instalación de un régimen de apartheid en Palestina.

    ·         Garantizar la paz debe ser el objetivo principal, pero recordamos que para alcanzar la paz, poner fin a la violencia y avanzar hacia la construcción de soluciones duraderas y justas hay que acatar los principios jurídicos de los acuerdos y consensos internacionales, conculcados de manera permanente en el caso de Palestina, recuperando el principio de autodeterminación del pueblo palestino.

    ·         Demandamos a la comunidad internacional políticas concretas que lleven a cabo las decenas de resoluciones del derecho internacional ya existentes para acabar con la ocupación en Palestina, el bloqueo a Gaza, la colonización y la discriminación constantes y las violaciones de derechos humanos contra el pueblo palestino. En este sentido, medidas como la suspensión de ayudas de la Comisión Europea a Palestina, que finalmente retiró, no harían más que profundizar el sufrimiento de la población civil. Consideramos, por el contrario, que deberían verse reforzadas ante la urgencia de la situación.

    ·         E instamos una vez más al Gobierno de España, líder en este semestre de la Presidencia del Consejo de la Unión Europea, a que proceda en el plazo más breve posible al reconocimiento del Estado palestino, facilitando las vías para una solución negociada del conflicto dentro de la legalidad internacional.

    ·         Manifestamos nuestra plena solidaridad con los sindicatos palestinos e israelíes.